Es posible que no notes cada pequeño cambio, pero el cuerpo y la mente de tu bebé están en constante crecimiento y desarrollo. De esta manera podés ayudar a tu bebé a lograr pasos importantes en su desarrollo motriz (movimientos en los que intervienen grupos de músculos grandes).

Alcanzar Este movimiento es uno de los pasos del desarrollo motriz más tempranos. Tu pequeño probablemente comenzará a trabajar en esto entre los 4 y los 7 meses de edad.

Cómo podés ayudarlo. Hacé burbujas de jabón en dirección a tu bebé y alentalo a que las alcance. Colocá su juguete favorito levemente fuera de su alcance.

Sentarse. Muchos bebés son capaces de sentarse con ayuda alrededor de los 6 meses de edad, y pronto lograrán sentarse sin apoyo.

Cómo podés ayudarlo. Una vez que pueda sentarse por algunos momentos sin caerse, introducí juegos sencillos como aplaudir o arrojar una pelota. Hacé sesiones cortas: solo algunos minutos por vez, y siempre quedate cerca del bebé. Un almohadón con forma de C (como un almohadón para amamantar) pude ofrecerle un apoyo ligero.

Gatear. Gatear normalmente ocurre entre los 7 y los 10 meses de edad.

Cómo podés ayudarlo. Cuando tu bebé comience a impulsarse hacia adelante, asegurate de que el espacio que explore sea seguro y que siembre lo haga bajo supervisión. También podés intentar colocando una manta delgada enrollada debajo de tu bebé y mostrándole cómo mecerse hacia adelante y hacia atrás con sus manos y rodillas. Mecerse es el inicio del gateo; antes de que lo imagines, ¡estarás persiguiéndolo por toda la casa!

De pie. Cerca de los 11 meses tu bebé puede ponerse de pie. Gradualmente, la fuerza de sus músculos, su equilibrio y coordinación mejorarán hasta que pueda estar de pie sin ayuda.

Cómo podés ayudarlo. Asegurate de que tu bebé pase mucho tiempo jugando en el suelo todos los días. Limitá el tiempo que pasa en cochecitos y hamacas.

En estos meses iniciales, tu bebé desarrolla habilidades y movimientos cruciales que necesita para dominar las complejas tareas de caminar, saltar y trepar. Alentá a tu bebé desafiándolo a que haga un poco más cada día. ¡Estará caminando y corriendo antes de que te des cuenta!

Banner V2