Actividades para bebés: diversión con pintura de dedos

Actividades para bebés: diversión con pintura de dedos

¿Por qué es que a los niños les gusta tanto pintar con los dedos? ¡Tener permiso para hacer lío es gran parte de la diversión!

Preparación. Escoge una sala de la casa en la que permitas que el niño utilice pinturas. Coloca periódico en todo el piso y la mesa. Súbele las mangas y colócale un delantal, bata de trabajo o camisa vieja de un tamaño más grande para protegerle la ropa.

Jueguen con texturas y colores. Pintar con los dedos es una forma divertida en la que tu niño puede experimentar con texturas y colores. Por ejemplo, agrega más agua para mostrarle que la pintura se vuelve más resbaladiza, o mezcla los colores primarios para que vea cómo cambian.

Comparte la situación con tu niño. Háblale sobre qué siente al tener los dedos llenos de pintura. Invítalo a que utilice palabras descriptivas o metáforas.

Toma una huella. Puedes tomar una huella de la pintura del dedo de tu niño al colocar otro trozo de papel sobre la superficie de la pintura y presionar con suavidad. ¡Colócala en la nevera para que todos la admiren!

Pintar con los dedos es una de las mejores formas que los niños tienen para expresarse de forma creativa. Además de pasar tiempo de calidad con los padres, también fortalecen los músculos de las manos y de los dedos y aprenden a mezclar colores.

Lo que necesitarás
- Periódicos
- Un delantal o camiseta vieja
- Papel resistente al agua, incluyendo papel para pintar brillante
- Pinturas de colores primarios, compradas en la tienda o hechas en casa (a continuación encontrarás la receta)

Alternativas

Si tu hijo se niega a "ensuciarse" las manos con las pinturas, puedes sustituirlas con otros materiales, como por ejemplo jabón líquido, crema de afeitar con una gota de colorante o incluso ¡pudín de chocolate!

Hacer tu propia pintura
Receta 1:
- 1 a 3 cucharaditas de almidón líquido
- 1 cucharadita de témpera

Esparce el almidón líquido (en lugar del agua) en una superficie que pueda ser pintada con los dedos. Agrega témpera.
Receta 2:
- 4 tazas de agua fría
- 1 taza de almidón de maíz
- 1 cucharadita de témpera o colorante para alimentos

Mezcla el agua con el almidón de maíz. Cocina a temperatura media hasta que la mezcla esté espesa, y revuelve constantemente. Retira del fuego y agrega pintura o colorante para alimentos, o divide la mezcla en tres partes y agrega tres colores diferentes.

También te puede interesar:

Pañales

Pampers Confort Sec

Mantienen a tu bebé hasta dos veces más sequito* sin colgarse