¿Cómo saber si el bebé está listo para dejar el pañal?

Sin duda el tema de cómo enseñar a un bebé a ir al baño no es algo sencillo, pero te tenemos una noticia: ¡claro que es posible!; esto si mantenemos en mente que dejar el pañal se relaciona con la autonomía, el crecimiento de tu bebé y con el descubrimiento de su cuerpo.

Con el paso del tiempo, te darás cuenta que quitar el pañal es esencial porque así fomenta el vínculo con tu bebé quién necesita de tu apoyo y acompañamiento sin presionar.

Dejar los pañales no es un proceso rápido ni universal, el tiempo varía en cada niño. Es una etapa madurativa que abarca desde aspectos emocionales y psicológicos, hasta neurobiológicos y sociales; por lo que la manera en que se produzca este proceso, el niño lo relacionará con sus capacidades y logros, y a su vez impactará positiva o negativamente en su autoestima.

Desde la observación, el amor, la espera, acompañamiento y, sobre todo, el respeto a las particularidades de tu bebé, podremos saber si está listo para dejar el pañal.

¿Cómo sé que mi Hijo está Preparado?

Generalmente, el control de esfínteres en los bebés ocurre entre los 2 y 3 años de edad; sin embargo, recuerda que el proceso en cada niño es diferente y que, distinto a lo que se cree, los pañales Pampers no se dejan en verano, el bebé los deja cuando concluyó su proceso madurativo, si el verano coincidió con su control de esfínteres, ¡muy bien!, y si no fue así, no debes presionarte ni forzar a tu bebé.

También es importante que consideres que si tu bebé logró dejar el pañal y vuelve a pedirlo, recuerda que es un proceso que a veces incluye volver atrás para ir hacia adelante.

Ahora bien, necesitás tiempo de entrenamiento para enseñar a ir al baño a un bebé, acá unos tips para dejar el pañal:

●     Pañales de entrenamiento: con ellos se darán cuenta que están haciendo pis o caca, así que será una invitación a ir al baño cuando ellos quieran.

●     Calzoncillo o bombachas: si visten a sus personajes favoritos querrán usarlos.

●     Pelela o reductor de inodoro: como opción intermedia al inodoro, con paciencia y acompañamiento; las pelelas 3 en 1 pueden ser opción mientras van dejando el pañal.

●     Paciencia: esta etapa del desarrollo de nuestro bebé quizá implique más ropa que lavar o más pisos que limpiar; sin embargo, recordemos que con amor será más fácil que deje el pañal.

Recordá aquella frase de “cada niño es unmundo” y que la madurez debemos pensarla de manera individual, con paciencia podrás observar las señales de que tu bebé está listo para dejar el pañal y cuando lo logre, quizá esté listo para ir al preescolar.

Ayudémosles a confiar en sí mismos, a sentirse acompañados y apoyados; será un momento de disfrute para ambos percibiendo sus logros.